burpees

Que el aspecto físico se ha convertido en una preocupación no es ningún secreto, y surgen métodos de entrenamiento que parecen tan sencillos como agacharse, tocar el suelo y saltar, que se convierten en modas practicadas por un gran número de personas como está pasando con los burpees.

La práctica de burpees se ha popularizado a partir del crossfit y es un buen indicador para conocer la forma física de una persona, puesto que es uno de los ejercicios más exigentes que se pueden realizarse.

El responsable de que se crease esta modalidad de ejercicio es Royal Huddleston Burpee, que luego adoptaron los militares en 1942 como parte del examen de inclusión en las Fuerzas Armadas durante la Segunda Guerra Mundial.

Beneficios de los burpees

Es un ejercicio que se realiza con el propio peso del cuerpo en periodos cortos de alta intensidad, por lo que son un buen quemagrasas, consiguiendo los mismos resultados empleando menos tiempo.

No hacen falta materiales, sólo la fuerza de voluntad.

Para realizar los burpees intervienen una gran cantidad de músculos de nuestro cuerpo, principalmente son los pectorales, bíceps, tríceps, abdomen, cuádriceps y glúteos, por lo que se trabajan todos estos grupos musculares a la vez.

Otro destacado beneficio son las capacidades físicas que permite trabajar, tales como la resistencia, la velocidad, la fuerza, la coordinación, el equilibrio… Pero sobre todo se mejora la capacidad cardiorrespiratoria y la fuerza-resistencia.

ejercicio burpees

Cómo hacer burpees de forma correcta

Antes de empezar con los burpees, como antes de cualquier ejercicio físico, es vital realizar un calentamiento completo para los músculos y articulaciones que se vayan a ver afectadas por el ejercicio.

Para comenzar habrá que colocarse de pie mirando al frente con los brazos relajados para a continuación:

1. Agacharse y ponerse en cuclillas con las piernas flexionadas y las palmas de las manos apoyadas en el suelo, manteniendo en todo momento la espalda recta.

2. Luego se extienden las piernas, propulsando los músculos hacia atrás, y apoyando las puntas de los pies y las manos paralelas a los pectorales con los codos pegados al tronco en la medida de lo posible.

3. Se realiza una flexión pectoral apoyándose en los tríceps y los músculos del pecho.

4. Se flexionan las piernas, volviendo a la primera posición y terminando con un salto vertical.

Si se tienen problemas lumbares o en las articulaciones, como podría ser una condropatía, se recomienda estar aconsejado por un profesional para realizar variantes del ejercicio que resulten menos agresivas para las zonas afectadas. Así como para las personas con una baja condición física, que deberán iniciarse de una manera progresiva para evitar lesiones.

Escribe un comentario:

*

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

© Farmacia Las Canteras 2014- - Diseñada por NexGlobal

Uso de cookies

Usamos cookies propias y de terceros, con la finalidad de analizar su paso por nuestra web. Si continua navegando, entendemos que acepta nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies